Usted está aquí

En modo TIC: ventajas e inconvenientes

La labor docente abarca diferentes retos, uno de ello es el desarrollo de didácticas que despierten en los estudiantes mayor motivación hacia el estudio.

Abril 14, 2017

*Este escrito es producto del taller de sistematización de experiencias realizado por Compartir Palabra Maestra en la Universidad de Cartagena el sábado 4 de marzo de 2017.

La  labor docente abarca diferentes retos, uno de ello es el desarrollo de didácticas que despierten en los estudiantes mayor motivación hacia el estudio. En este escenario, la apuesta en marcha por prácticas docentes innovadoras soportadas en el uso de Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) constituye una decisión acertada de cara al propósito de  potenciar la formación y los aprendizajes de los educandos.

Al empezar a implementar la plataforma EDMODO en el grado Quinto (5°) en el marco de la maestría en educación, hubo un poco de nerviosismo y a la vez inseguridad, porque pensaba que los niños, padres de familia y compañeros docentes no se interesarían por este reto.  Ello me pareció de alguna forma normal, pues los cambios, en la medida que plantean nuevas exigencias, generan resistencia. El convencimiento de que valía la pena intentarlo, empezando por vencer mis propios miedos, fue el inicio de una experiencia maravillosa que ya comienza a arrojar resultados y, en lo personal, satisfacciones.

Docentes y plataforma

Las docentes de la Institución con las que comparto funciones en la sede Jesús María Lugo son profesionales competentes, puesto que colaboran en todo lo que está a su alcance para el normal desarrollo de las actividades académicas de la Institución. 

Lo anterior no me impide ver que tienen dificultades, las mismas que yo presento, para enfrentarnos a las nuevas tecnologías y al cambio de actitud que éstas conllevan: tenemos una edad promedio de cincuenta años, fuimos alfabetizados a través del libro impreso y no estamos lo suficientemente “duchos”, como nuestros hijos y muchos de nuestros estudiantes, en el manejo de tabletas, teléfonos inteligentes y las múltiples herramientas virtuales que ofrece Internet.

Cuando les hablé del proyecto En Modo TIC, de la intención de empezar a ejecutarlo con nuestros estudiantes, me dijeron que les parecía bien. Se mostraron receptivas e interesadas con la idea, de manera que no me costó imaginar que, a partir de ese momento, recorreríamos juntos un camino para renovar nuestras prácticas de aula. Los objetivos estaban trazados: nos capacitaríamos, aprenderíamos a usar un sinnúmero de herramientas virtuales, que las utilizaríamos en nuestro trabajo con los estudiantes.

Con el paso de los días, cuando se vieron más involucradas en el proceso, esta motivación inicial comenzó a disminuir. Este cambio estuvo relacionado con su dificultad para manejar algunas de los dispositivos y programas que demandaba el uso de Edmodo, una de las herramientas de aprendizaje escogidas para dinamizar nuestras prácticas docentes. Las TIC, por mucho que hoy se hable de ellas, no les eran del todo familiares. Sin ser desconocidas, lo cierto es que no ocupaban un lugar privilegiado en algunos ámbitos de su vida, especialmente el laboral.  

Así, les resultaba  complicado crear, editar y subir contenidos a la plataforma. Volverse duchos en el manejo de Edmodo les exigía un tiempo que no tenían y/o simplemente no estaban dispuestos a sacrificar. También es posible que algunas de ellas no le encontraran mayores ventajas o que, encontrándoselas, prefirieran continuar con sus prácticas para no asumir mayores responsabilidades y tener que hacer más de lo acostumbrado.  

Como consecuencia de este cambio de actitud de mis compañeras, su apoyo a las actividades contempladas en el proyecto se redujo notablemente. Ante esta circunstancia y el convencimiento de que como maestrante soy el primer llamado a dar un paso adelante. El proyecto En MODO TIC en la sede Jesús María Lugo está a mi cargo. Su desarrollo, estará focalizado en el área de matemática, con los estudiantes del grado 5. 

Hubiera sido deseable contar con más colaboración de mis compañeras de sede, pero no puedo forzarlas a ello. Espero que el trabajo realizado hasta la fecha y el que se realizará durante los próximos meses pueda incentivarlas. De esta forma, se beneficiarían con el proyecto más estudiantes y se facilitaría la implementación de la estrategia; entre más personan se unan por una causa, mayores posibilidades hay de conseguirla.

Boletín de noticias
Registre su correo electrónico para recibir nuestras noticias.
Escrito por
Docente de la Institución Educativa Antonio de la Torre y Miranda
Promedio: 5 (1 voto)
Estadísticas: .
Jesús Samuel Orozco Tróchez
Gran Maestro Premio Compartir 2005
Senté las bases firmes para construir una nueva escuela rural donde antes solo había tierra árida y conocimientos perdidos.