Usted está aquí

Aprendizaje móvil e inducción a la investigación

Conozca las implicaciones de trabajar con este tipo de herramientas que expande los límites del aula y rompe con la concepción tradicional del aula como espacio cerrado.

Abril 22, 2019

Introducción

La enseñanza y el aprendizaje de la investigación aplicada, en las escuelas y facultades de ingeniería, constituye uno de los pilares de la formación del ingeniero en el campo del diseño y la innovación [1]. Dotar a los estudiantes de los métodos y medios didácticos para explorar su entorno, identificar situaciones consideradas como problemáticas, realizar diagnósticos, diseñar soluciones y desarrollarlas, así como implementarlas y evaluarlas, conforma el eje articulador y el objetivo del proceso de inducción a la investigación que el docente debe observar. Sin embargo, es frecuente que dicho proceso se reduzca a una mera exposición teórica de los principios y conceptos básicos del método científico, de parte del profesor; y a la realización de una investigación documental en respuesta a determinada problemática, de parte del alumno. Visto así, el proceso de investigación se limita a una materia con su cuerpo de contenidos y se obvia el aspecto empírico y heurístico que caracteriza a la investigación aplicada.

Para buscar alternativas pedagógicas a esta forma de aprendizaje de la investigación, se implementó una innovación educativa al seno del curso de Fundamentos de Investigación, con estudiantes de primer ingreso a la carrera de Ingeniería en Sistemas Computacionales del Instituto Tecnológico de Hermosillo, durante el semestre agosto – diciembre de 2013.

La innovación consistió en adoptar un enfoque de enseñanza y aprendizaje de la investigación aplicada, basado en el diagnóstico y diseño apoyados en el uso intensivo de smartphones. El aprendizaje móvil se convirtió en la modalidad de aprendizaje privilegiada,con el objetivo de favorecer la iniciativa de los alumnos, la exploración del medio a través del abordaje de problemas de su entorno, el registro y procesamiento de datos y el diseño de soluciones con base tecnológica.

El aprendizaje móvil o M-Learning, por su parte, es un campo de investigación emergente en al ámbito de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) aplicadas a la educación, que se define como el uso de dispositivos móviles, tales como teléfonos celulares con conexión a Internet o smartphones, tabletas electrónicas, reproductores portátiles de audio y video, entre otros, para favorecer el aprendizaje [2] en contexto o situado y de forma colaborativa [3]. A pesar de ser un dominio de estudio incipiente, es posible encontrar una gran cantidad de trabajos experimentales y algunos de carácter teórico sobre el tema [4], principalmente en países de habla inglesa en donde esta modalidad educativa surgió como objeto de estudio.

Así mismo, el aprendizaje móvil es un enfoque que busca incorporar el uso de dispositivos móviles al proceso de aprendizaje en la escuela y, en especial, fuera de ella. Como tal, esta modalidad de formación se sitúa dentro del discurso educativo actual que pugna por una mayor vinculación entre los centros escolares y el medio en el cual estos últimos se insertan, a través del impulso de un aprendizaje basado en el contexto y en situaciones relevantes para los estudiantes.

En sus primeros diez años, la investigación en el aprendizaje móvil se ha enfocado a elaborar un diagnóstico de la percepción y actitud de alumnos y maestros en el relación con el uso de los dispositivos móviles en el aula y fuera de ella, así como a evaluar su impacto en el aprendizaje a través del uso de software desarrollado con fines educativos. Así mismo, han surgido algunos proyectos que intentan incorporar esta modalidad de aprendizaje a un amplio espectro educativo, como es el caso del proyecto MoLeNET en Inglaterra [5], al igual que iniciativas como la de la UNESCO que buscan promoverlo tanto para educación formal como no formal [6].

Dado el uso intensivo que los jóvenes universitarios hacen de la tecnología móvil de manera informal, así como de las posibilidades que ofrece esta herramienta en los dominios de la comunicación, colaboración, obtención y registro de datos, así como la consulta de información, su potencial como instrumento para crear información y conocimiento constituye una veta a explorar hoy en día. Además de ser utilizados para consultar información, comunicar y colaborar, estos instrumentos pueden ser usados para crear información y conocimiento de manera activa, a partir del uso del lenguaje que ellos vehiculan y que se encuentra en relación directa con las herramientas de la Web 2.0. En efecto, se trata de explorar el potencial de este tipo de dispositivos para realizar investigación aplicada desde un enfoque del aprendizaje situado [7] y la cognición distribuida [8].

Desarrollo

El enfoque metodológico adoptado en la investigación fue de tipo mixto con diseño etnográfico y de estudio de caso. Se organizó al grupo, compuesto por 32 estudiantes, en ocho equipos de trabajo integrados por 4 integrantes, en promedio. La asignatura de Fundamentos de Investigación se imparte durante el primer semestre de la carrera y forma parte de una serie de tres talleres de investigación que los alumnos cursarán en semestres posteriores. El objetivo pedagógico, que cada equipo asumió como propio, consistió en el diagnóstico de una situación considerada como problemática para un grupo de usuarios de sistemas de información, así como el diseño de una propuesta de solución a la misma.

La inducción al curso se realizó a través de la presentación de ejemplos de proyectos de investigación, seleccionados por el docente, en dónde se analizaron y discutieron aspectos relevantes que permitieran a los jóvenes ubicarse en relación a la tarea a abordar. A la vez, se aplicó una encuesta auto suministrada cuyo objetivo fue obtener información acerca del uso dado a los dispositivos móviles por parte de los miembros de los equipos, su utilización informal en actividades de aprendizaje, al igual que su percepción de esta herramienta como medio para aprender. Así mismo, para facilitar la labor de investigación de los alumnos, tanto las indicaciones para la elaboración de las distintas actividades como los materiales de apoyo, fueron montados en la plataforma de aprendizaje Moodle.

Lea el contenido completo en la página web de la Editorial Magisterio.

 

 

 


Imagen de Noé Calderón en Pixabay

*Las opiniones expresadas en esta columna son responsabilidad estricta del autor.
Escrito por
Miembro del Centro de Investigación y Posgrado del Instituto Tecnológico de Hermosillo, Hermosillo, Sonora, México.
No hay votos aun
Estadísticas: .
Irma María Arévalo González
Gran Maestro Premio Compartir 2002
Ofrezco a cada uno de los alumnos un lápiz mágico y los invito a escribir su propia historia enmarcada en los cuentos y leyendas de su cultura indígena.