Usted está aquí

Con corrupción y coca no habrá paz sostenible y duradera

Confío en que hayamos aprendido la lección: la meta de la mayoría de los candidatos es ganar las elecciones, no gobernar para hacer los cambios estructurales que necesita este país.

Mayo 31, 2017

Todos los días hay noticias de corrupción en las que están involucrados tanto públicos como privados. Es tema de conversación y preocupación. Sentimos que es un monstruo de mil cabezas, que tiene el poder de mutar, de mimetizarse, de hacerle el quite a todos los controles. Y cuando hablo de corrupción me refiero también a los que hacen trampa cuando no pagan el pasaje de Transmilenio, falsifican certificados de salud, cedulas, títulos profesionales, no pagan los impuestos o roban, en escalas menores a los “foncolpuertos” “Interbolsas”, “Reficares”, “Odebrechtes”.

Se anuncian medidas anticorrupción, estatutos, penas más duras, más controles, más canales para denuncias, campañas, noticias de detenidos, imputación de cargos, y una que otra vez y después de mucho tiempo, algún condenado, que todos sabemos, no es el cerebro del delito. Nada es suficiente y se genera una sensación de impotencia y frustración y de falta de confianza generalizada. Y uno escucha y lee comentarios en el sentido de ¿para qué denunciar, si no pasa nada?, ¿para qué pagar impuestos, si se los roban todos?

Uno se pregunta, si ahora hay más corrupción que antes. La respuesta podría ser que no. Que la corrupción siempre ha estado ahí, pero que ahora es más visible, gracias entre otros asuntos, al papel de algunos medios de comunicación y las redes sociales.

La otra cara de la noticia es que la, corrupción, la grande y la pequeña, nos afecta directamente a todos, nos roba por ejemplo,  la posibilidad de tener acceso a educación, salud, servicios públicos y transporte de calidad.

La corrupción también socava la confianza en las instituciones, debilita la democracia, genera violencia y todo esto cobra especial relevancia en un escenario de post conflicto, como el que está viviendo el país.  La corrupción es un factor que  restringe el desarrollo económico, el ejercicio de los derechos y la paz[1]. Esto se agrava con las preocupantes cifras de crecimiento de cultivos de coca y todo lo que se genera alrededor de éstos,  economías ilícitas, captura de las instituciones y  violencia.

Podemos auto complacernos diciendo que estamos mejor que antes, que los colombianos buenos y honrados somos más. Me pregunto entonces ¿cómo es posible entonces que “los menos” nos vayan ganando el partido?

Las cifras son escandalosas, no solo en Colombia sino a nivel mundial.  El 69%  de los 176 países incluidos en el Índice de Percepción de Corrupción 2016 obtuvieron una puntuación inferior a 50[2], Colombia uno de ellos con 37, quedando en la posición 90 con Indonesia, Liberia, Marruecos y Macedonia. A Colombia nunca le ha ido bien y tampoco hay mejoras significativas desde que se hace la medición en 1995.  Se dice que la corrupción le cuesta al país 50 billones de pesos al año, es decir, casi 1 billón de pesos a la semana[3]. ¿Alguien sabe cuánto invierte el país en lucha contra la corrupción, incluyendo los gastos de funcionamiento de todas  las entidades que tienen dicha función? Interesante saberlo.

Ya empezó la contienda electoral y el tema de la corrupción está en la agenda. Confío en que hayamos aprendido la lección: la meta de la mayoría de los candidatos es ganar las elecciones, no gobernar para hacer los cambios estructurales que necesita este país. Ya se escuchan las falsas promesas, propuestas vacías y gaseosas, lugares comunes.

La única cosa cierta es que con corrupción no habrá paraíso y entonces no quiero imaginar el país que tendremos que seguir viviendo.

 

[1]Peace and corruption. Institute for Economics&Peace.2015 y Delgado, Adriana. (2009). Corrupción, Desarrollo humano y Gobernabilidad democrática. Bogotá, Colombia. Escuela Virtual. PNUD.

[2]Cero  indica altos niveles de corrupción y cien ínfimos niveles de corrupción. https://www.transparency.org/news/pressrelease/indice_de_percepcion_de_l...

[3] http://www.forossemana.com/articulo/id/20512/cuanto_le_cuesta_la_corrupc...

 

Escrito por
Gerente de Innovación Social Fundación Compartir
No hay votos aun
Estadísticas: .
Fabián Moisés Padilla De la Cerda
Gran Maestro Premio Compartir 2016
Logré que el aprendizaje del inglés se convirtiera en una alternativa para la construcción de un proyecto de vida y el mejor aprovechamiento del tiempo libre