Usted está aquí

Tecnoescritoras: iniciativa de lectoescritura en Caldas

Una experiencia que tiene el objetivo de detectar dificultades en los procesos de lectura y escritura de las estudiantes y contribuir a darles una solución o mejora.

Octubre 31, 2016

La Institución Educativa Santa Luisa de Marillac del municipio de Villamaría, departamento de Caldas, viene trabajando con el grupo de investigación “Tecnoescritoras” desde el año 2011. Este grupo está conformado por la docente Alba Gladys Castañeda y por siete estudiantes de secundaria, entre doce y quince años, inquietas por el conocimiento, amantes de la lectura y la escritura, alegres, sociables, responsables, creativas, líderes e  interesadas por los procesos investigativos relacionados con la lectoescritura.

El Grupo tiene el objetivo de detectar dificultades en los procesos de lectura y escritura de las estudiantes y contribuir a darles una solución o mejora. La iniciativa cuenta con el apoyo del programa Ondas de  Colciencias y tiene una asesora a su cargo, quien orienta la investigación que se desarrolla cada año. Mientras el grupo investiga, también realiza sus propios escritos como poemas, cuentos, ensayos, reseñas, crónicas y leen textos relacionados con el problema de la lectura y la escritura.

Las integrantes de Tecnoescritoras, cada año, realizan un proyecto de investigación, utilizando herramientas pedagógicas como las tecnologías de la información y la comunicación (TIC), los cuentos del autor italiano Gianni Rodari (Gramática de la fantasía, Cuentos por teléfono y Cuentos para jugar) y libros de cuentos, novelas, poesías, adivinanzas, entre otros.

Rodari sugiere variadas estrategias para la escritura creativa, las cuales se implementan en los talleres de animación a la lectura y la escritura en el Grupo de investigación. Otros autores en los que se basa este trabajo son: Beatriz Elena Robledo (Literatura y Valores) y Bruno Bettelheim (Psicoanálisis de los cuentos de hadas). La primera autora, plantea que a través de la literatura los niños, niñas y adolescentes pueden adquirir los valores necesarios para una sana convivencia y, el segundo autor afirma que el gusto por la lectura de un libro u otro depende de lo que sucede en el inconsciente del niño(a) o adolescente.

El nombre del proyecto ejecutado en el año 2016 es: “Con la lectura me enamoro, con la escritura me expreso y con las TIC aprendo”, el cual se desarrolló con tres grupos del grado séptimo, siguiendo el curso de un proceso iniciado el año anterior. Con el fin de obtener mejores resultados, se pretende dar continuidad a este proceso, acompañando a estos grupos hasta que culminen el grado once.

Las estrategias utilizadas en todo el proceso se caracterizan por ser lúdicas y voluntarias, lo cual ha permitido promover y mantener la motivación de las estudiantes en el desarrollo de las actividades propuestas.

En 2013 se realizó el lanzamiento del primer libro fruto del trabajo en Tecnoescritoras: La Magia de la Palabra 1, y, en el 2015, se publicó el segundo libro: La Magia de la Palabra 2. En estos dos libros están plasmados escritos de las estudiantes (poemas, cuentos, adivinanzas, mini cuentos, acrósticos, crónicas…) fruto de los talleres aplicados. El propósito es seguir publicando un libro cada dos años basados en las experiencias del grupo. Estos dos libros son el resultado de la dedicación, responsabilidad y motivación de las investigadoras hacia un tema tan importante y necesario como es la lectura y la escritura.

Libros publicados por el grupo de investigación.

Algunas conclusiones del proyecto 2016

Fruto de los algunos talleres y actividades realizadas en el proyecto de Tecnoescritoras del 2016, se llegaron a algunas conclusiones del trabajo con las estudiantes:

- El tema de la soledad es recurrente en los diferentes textos.

- El ejercicio de la lectoescritura es una buena oportunidad para fortalecer valores tales como: el respeto por lo diferencia, la tolerancia, el compañerismo, la autonomía, la autoestima, la creatividad y la responsabilidad, entre otros.

- El poco uso de los signos de puntuación es una dificultad que presentan las estudiantes; al igual que las faltas ortográficas y de redacción.

- Las estudiantes manifestaron, en varias ocasiones, que los talleres las sacaban de la rutina, las relajaba y les dejaba volar su imaginación.

- La mayoría de las estudiantes consideran que estos talleres les ayudan a adquirir más conocimientos, desarrollar su creatividad, mejorar su ortografía, encontrar nuevos mundos y conocer  mejor a sus compañeras.

- Se observa que muchas niñas han dejado la timidez y se atreven a leer sus escritos en voz alta.

- Algunas de las dificultades presentadas en el desarrollo de las actividades fue el tiempo limitado, pero la gran fortaleza fue la colaboración brindada por los docentes, que orientan clases en este grado, quienes  proporcionaron parte del tiempo de sus clases.

* La Institución Educativa Santa Luisa de Marillac es uno de los colegios participantes del proyecto “Aliados 10” del Ministerio de Educación en el departamento de Caldas.

Escrito por
Docente
Promedio: 5 (1 voto)
Estadísticas: .
Rubén Darío Cárdenas
Gran Rector Premio Compartir 2016
Concibo al maestro como la encarnación del modelo de ser humano de una sociedad mejor. Él encarna todos los valores que quisiera ver reflejados en una mejor sociedad.