Usted está aquí

Las mejores universidades del mundo en matemáticas

Una universidad árabe saudita, entre las mejores diez del mundo en matemáticas.

Marzo 1, 2016

Estamos acostumbrados a los rankings de universidades en forma agregada, sin examinar cómo se desempeñan en las diferentes áreas del conocimiento. El ARWU* (Ranking Académico de las Universidades del Mundo, por sus siglas en inglés) permite clasificar las universidades desde el punto de vista de las distintas disciplinas académicas.

¿Cuáles son las diez mejores universidades del mundo en matemáticas? Según el ranking ARWU, clasifican cinco centros de educación superior de los Estados Unidos, dos británicos, dos franceses y, la sorpresa, una universidad de Arabia Saudita. Princeton, Stanford, Harvard y Berkley, todas norteamericanas, se ubican en los primeros cuatro lugares.

En cuanto a la universidad árabe saudita, la Rey Abdulaziz, es de carácter privado y fue fundada en 1967. Cuenta con alrededor de 40 mil estudiantes y dos facultades: administración e ingeniería. Cada una de ellas está compuesta de varios departamentos. Ha emprendido un proceso de acreditación internacional con notable éxito. Allí se gradúa la élite árabe saudita. uno de sus egresados fue el millonario heredero, Osama Bin Laden, posterior fundador del violento movimiento Al-Qaeda, causante, entre otros hechos atroces, del ataque terrorista del 11.09.2001.

Lista de clasificación en matemáticas

Fuente: www.shanghairanking.com/SubjectMathematics2015.html

Un criterio de selección determinante en el campo de matemáticas utilizado por ARWU consiste en los premios obtenidos por los alumnos en concursos internacionales.

 Solo una universidad latinoamericana, la de Sao Paulo, clasifica entre las 100 mejores del mundo en matemáticas (ubicada en el último cuartil).

 

 

Boletín de noticias
Registre su correo electrónico para recibir nuestras noticias.
Escrito por
Consultor en educación
Promedio: 5 (1 voto)
Estadísticas: .
Hoguer Alfredo Cruz Bueno
Gran Maestro Premio Compartir 2009
Logré vincular el aula y la comunidad rural a través de expediciones que marchaban tras la huella de la cultura local en tertulias de lectura que se convirtieron en lugares de encuentro entre los padres, los hijos, los textos y la escuela.