Usted está aquí

Profesores: 3 fórmulas para revitalizar sus clases iniciando año

Si está pensando en nuevos métodos para implementar en el aula de clases, a continuación le proponemos algunas ideas para motivar a sus estudiantes.

Enero 22, 2016

Cada enero, los docentes alrededor del mundo planifican su nuevo año académico para que sus clases sean, con el paso del tiempo, atractivas para sus alumnos. A aquellos profesores les hacemos extensiva una invitación para que conozca una serie de propuestas que, quizá, pueden llegar a contribuir a despertar el interés en sus estudiantes.

Proyectos de interés

Una idea, sencilla y pedagógica, puede ser la creación de una investigación que gire en torno a una temática elegida por el alumno. Al tener el resultado, el docente conseguirá captar el interés de los demás estudiantes y que trabajen con mayor entusiasmo.

A los niños y jóvenes les gusta poder compartir aquellos temas que les resultan de interés en su vida, en su entorno familiar y personal. Esta estrategia es, además, una oportunidad enorme para establecer mejores vínculos docente-alumno.

Juego de rol: Estudiantes como docentes

Otra opción, dinámica y proponente, puede ser solicitarle a los alumnos que elijan una temática dentro del programa académico para que realicen una indagación y preparen una clase dirigida a sus demás compañeros. A los estudiantes les puede interesar exponer sus referentes y explicarlos.

Para el docente, esta es una excelente forma de ver que los estudiantes comprenden la temática por su cuenta. Además, en esta idea el profesor toma el rol de guía, mentor y orientador. Una propuesta que alimenta la responsabilidad y la innovación mental de sus alumnos.

Horas genio = Talento innato

¿Ha escuchado hablar de las famosas horas genio? Este es un movimiento que les permite a los alumnos no solo explorar sus intereses personales en el salón de clases, sino crear cómo recibir mejor su formación. El docente concede cierta cantidad de horas "libres" y el estudiante elegirá a qué tema las dedicará.

Esto no solo motiva a los alumnos, sino que mejora la productividad. El objetivo es claro: la presentación de una propuesta, un diseño o un producto, por ejemplo, servirá para el estudiante aborde una temática que le apasione y pueda aplicar lo aprendido en clase creando algo concreto.

Escrito por
Productor de contenidos digitales
Promedio: 5 (1 voto)
Estadísticas: .
Laura María Pineda
Gran Maestra Premio Compartir 1999
Dar alas a las palabras para que se desplieguen por la oración y vuelen a través de los textos para que los estudiantes comprendan la libertad del lenguaje.