Usted está aquí

Muestra de danza, un espacio para convocar y provocar

Una experiencia que mezcla danza, teatro, música, plástica y practicas contemporáneas para que los jóvenes de la comuna 13 de Medellín resuelvan sus conflictos sociales.

Enero 13, 2016

Presentación de la experiencia

En la escuela, el lenguaje del movimiento como potencial creativo se constituye en la base para que los jóvenes activen y descubran interiormente recursos que les permitan habitar su corporeidad a partir del reconocimiento de su ser, no como ente material (lo que se tiene o desea) sino como ente sensible (generador de sentido). Si bien es cierto que el cuerpo ha sido la superficie de inscripción sobre la cual se ha dibujado la represión, el miedo, la angustia, la soledad, convirtiéndolo en símbolo de una sociedad negadora de la vida, también lo es que sólo a través de una nueva experiencia corporal pueden llegar a ser copartícipes de un nuevo registro identitario. Esto, en pro de los pertinentes modelos sociales, más que como autores del mundo que habitan. El lenguaje del movimiento: La danza, debe constituirse en una de las posibilidades claves de transformación de una nueva ética del cuerpo individual y social.

Instando al principio, que más que una sociedad del conocimiento somos una sociedad de la experiencia; la I.E. Lola González ha hecho de la experiencia artística: Danza, Teatro, Música, Plástica y Practicas contemporáneas, un espacio para convocar y provocar en una comunidad (comuna 13 de Medellín) cuya tipología y tradición es dispar, pero atravesada toda ella por aleccionadoras historias de vida. Y si bien es cierto que esta comunidad ha experimentado de manera más aguda los efectos del conflicto nacional y las formas implementadas para su manejo y resolución, también es claro que sus habitantes poseen mucha fuerza y energía para demostrar que sus corazones no solo están llenos de dolor sino también de deseos de cambio y transformación. [1]

Retos pedagógicos y culturales

Posicionar el arte en la escuela como campo que engendra saber, es un reto fundamental; el arte como pensamiento, como conocimiento es equiparable a las otras disciplinas y de hecho, según revelan los últimos estudios, también posibilita un punto de encuentro entre las mismas. Así, por ejemplo: no es privilegio de la física y de la lógica matemática identificar el sistema en el cual nos movemos, también danzando adquirimos conocimientos de otra índole sobre el movimiento. Tampoco la lingüística es el único saber que piensa un sistema de lenguaje, el campo artístico igualmente comprende formas de pensar y un lenguaje expresivo propio. Para darle a la educación artística y cultural el valor de un área que engendra saber, debemos entonces empezar por revaluar no sólo su la intensidad horaria en el currículo, sino además el tipo de maestro que la imparte.

En lo social. Otro desafío que tiene este proyecto reside en identificar al arte como gran posibilitador de una transformación social, no sólo desde la vivencia estética y la expresividad de la danza, sino desde el pensamiento crítico – reflexivo. De esto hemos dado cuenta en nuestra institución desde que se implementó el proyecto.

En la danza el proyecto se válida cuando comprendemos que para darle un giro al hecho social actual, hay que darle un giro al elemento sustancial que compone dicho hecho social: al ser como individuo.

Metodología y didácticas

- En un primer momento les presento a los estudiantes una fundamentación teórica de lo que se verá en el curso y todos exponemos las expectativas que tenemos frente al mismo:

¿Qué espero yo de ellos?

¿Qué expectativas tienen ellos hacia el trabajo?

¿Qué obstáculos visualizan y por el contrario que se les facilita?

- En un segundo momento pensamos, analizamos y seleccionamos el tema que será eje central de una muestra final, (problemáticas familiares, escolares, sociales en la percepción de ellos como individuos), luego se les asigna por grado la expresión artística que trabajarán y desarrollarán durante 6 meses, de acuerdo a la complejidad de grados: edad, genero, intereses etc.

Los 8ºs ven danza folklórica colombiana

Los 9ºs trabajan danza clásica, moderna y popular

Los 10ºs, ven danza experimental y contemporánea

- En un tercer momento, la clase de arte se convierte en un juego donde todos incluyéndome participamos y ponemos al descubierto lo más profundo de nuestro ser, ¡sin miedo!, en un acto reflexivo; primero desde lo verbal y lo plástico, y luego desde lo corporal.

- Luego viene la etapa de creación donde los estudiantes hacen sus propuestas. ¡Les permito absolutamente todas!

- Finalmente tenemos la etapa de proyección. Todo lo que ellos hacen lo presentamos, resaltando el carácter de importancia a su trabajo.

- En un último momento nos evaluamos tanto individual como grupalmente.

Logros esperados por procesos

Logros esperados de dominio personal (Desarrollo de competencia cognitiva sensitiva e intuitiva)

  • Se fortalece el auto–reconocimiento en una comunidad donde es vital despertar el alma y espiritualizar la experiencia.
  • Se plantean propuestas personales con la mayor libertad posible en la selección temática y expresiva.
  • Se promueve en los alumnos su sentido de lo bello y su juicio sensible.
  • Se esclarece la concepción que se tiene frente a la formación artística, para (en) el caso de la danza, cosa esta muy importante.

Logros esperados de tipo interpersonal y de trabajo en equipo (Desarrollo de competencia comunicativa e integradora)

  • Hacemos de la clase de arte un juego donde todos participamos y ponemos al descubierto lo más profundo de nuestro ser, ¡sin miedo!, en un acto lúdico y reflexivo.
  • Los estudiantes se apropian de un saber dancístico, según la expresión que esté trabajando cada grupo, para realizar a fin del año una muestra de los trabajas, que darán cuenta de su expresividad y de su apropiación sentida de varios géneros de la danza.
  • Se desarrolla la capacidad de los estudiantes de expresar sus sentimientos, sus ideas, sus propuestas, manifestando equilibrio emocional, pues como sabemos en esta edad se es sobretodo emocional y menos analítico. Se trata de hallar el punto de encuentro entre sus posibilidades y limitaciones como individuos; de validar sus puntos de vista pero respetando el de los otros.
  • Las producciones escritas y visuales por parte de los alumnos se configuran en otro logro esperado: guiones teatrales, coreografías corporales, videos-documentales, propuestas performáticas, cuyo contenido didáctico ayude al análisis y reflexión de problemáticas propias de esta comunidad.
  • Presentamos todo lo que se hace en clase, resaltando la importancia del trabajo de los estudiantes.

Logros esperados de impacto cultural

  • Asumen actitudes y comportamientos creativos y constructivos de comunidad.
  • Acceden al conocimiento universal al articular su propia experiencia con los valores de un contexto cultural.
  • Hacen montajes recreando las tradiciones de distintas regiones y tradiciones.
  • No está por demás pensar que nuestro proyecto puede contribuir a dar respuesta a las preguntas problematizadoras planteadas en el pasado debate plan decenal 2007.

La función que debe tener la educación artística en la formación integral de los estudiantes

La educación artística es un “Campo generador de saber”, de un saber que se cultiva en el dominio de la belleza espiritual y que implica el juicio que se emite desde la sensibilidad. Este es un saber connatural al complejo sistema que tiene el ser humano para relacionarse con el mundo, que incide de manera positiva en los otros dominios del hombre: en su razón, en su conciencia. El saber que genera la educación artística comprende concepciones propias de tiempo y espacio, así que estos conceptos no se reducen a los campos del conocimiento matemático o lingüístico.

La educación artística no debe ni puede ser expresión de mundo. ¡Debe ser hacedora de mundo!

Formas de evaluación

Los resultados de nuestro trabajo se evalúan por el grado de respuesta de los alumnos frente a la propuesta, pero la evaluación en mi concepto sigue siendo un hecho muy ambiguo: ¿A quién y qué es lo que evaluamos? Me explico: el sistema nos pide evaluar cualitativamente pero este mide cuantitativamente.

[1] En Medellín, en la comuna 13 se ha vivido de una forma particular el conflicto del narco tráfico, que genera comportamientos como el sicariato y el desplazamiento forzado. Y ellos, los chicos de esta comuna en particular, son los hijos de este fenómeno que más adelante se extendería a otras regiones del país. Véase libro Ed. Universidad de Antioquia “Comuna 13 historia de una guerra urbana”. A través de la intervención militar llamada “Operación Orión”, se entra a recuperar el sector.

 

Escrito por
Docente de Educación Artística
Promedio: 4 (1 voto)
Estadísticas: .
Diego Fernando Barragán Giraldo
Gran Maestro Premio Compartir 2004
Invitó a sus estudiantes a armar pieza por pieza un rompecabezas mental cuya imagen final dejaba ver la realidad del país.