Usted está aquí

Proyectos pedagógicos productivos: aprendizajes que transforman

Propuesta pedagógica de la maestra Ruth Mary Vega desde la que estudiantes de décimo y once de la institución Álvaro Ulcue Chocue en Córdoba generaron cambios en su comunidad.

Noviembre 19, 2019

 

Ruth Mary Vega Macías
Año:
2017
Categoría: Maestro                         
Región:
San Andrés, Córdoba
Área: Tecnología e Informática
Institución Educativa: Álvaro Ulcue Chocue

 

Reflexión pedagógica

Desempeñarme en el área de proyectos pedagógicos productivos, enmarcada en las tecnologías de la informática y las comunicaciones, me ha generado tanto aprendizajes como satisfacciones personales. A través de esta propuesta, los estudiantes se forman de manera integral adquiriendo competencias básicas, ciudadanas y laborales. Aquí vale la pena considerar que la dimensión de lo tecnológico no solo está relacionado con las TIC, sino con las tecnologías para la producción, el desarrollo de habilidades, oficios y emprendimientos.

Mi formación como especialista en educación y desarrollo social me ha permitido fortalecer procesos educativos que apunten a la generación de aprendizajes significativos. Estos fueron planteados en la formulación de las directrices y objetivos de aprendizaje, de acuerdo a los estándares y derechos básicos de aprendizaje, para definir la programación curricular con base en la experiencia de otros docentes y la guía N° 30 del ministerio de educación.

Ante el reto de generar importancia en el trabajo de aula, surgieron dudas como ¿es posible, desde la formación en el área, conducir a los estudiantes a resolver problemas comunitarios? ¿Las instituciones y entidades del estado con presencia en el municipio podrían participar en algunos proyectos? ¿Podré trabajar articuladamente con otras áreas? ¿Artesanías, agroecología y liderazgo socio ambiental serán los pilares fundamentales que guían el proceso en el área? ¿Pueden ser abordadas las competencias ciudadanas y laborales?

A veces pensaba que eran demasiadas cosas, pero el reto ya estaba fijado. Con todos los interrogantes trazados y el deseo de estructurar aprendizajes significativos en los estudiantes de 10° y 11° desde el área, empecé a darle un giro al desarrollo de las clases centrando las bases en las competencias ciudadanas, laborales y básicas. Además se articuló la escuela con la comunidad y se condujo a los estudiantes a ser protagonistas de cambios significativos dentro de situaciones que afectaran el contexto familiar, comunitario o municipal. Aplicaron los conocimientos adquiridos en el área y en otras, vinculando además a otras instituciones o entidades que operan en el contexto y generando no solo el espíritu de liderazgo, sino el emprendimiento desde los ámbitos artesanales y agroecológicos con el principio básico de cuidados del ambiente.

La estrategia conduce a los estudiantes a tener claridad en cada componente del área; es decir, el proyecto está enfocado desde la elaboración de un documento organizado y sistematizado en grado décimo y utiliza las herramientas tecnológicas y pedagógicas desde el abordaje de aprendizajes escolares para aplicarlos en la realidad y transformar situaciones en el ámbito productivo desde la adquisición de ganancias de manera intelectual, social, cultural, ambiental y financiera.

Metodología

Esta ruta pedagógica inicia con la constitución de equipos cuyos miembros son estudiantes que generalmente habitan el mismo contexto: calle, barrio o comunidad. De forma participativa escogen a su líder y establecen normas de trabajo en equipo, pues trabajarán los dos años consecutivos (durante 10° y 11°). Posteriormente realizan un diagnóstico en el contexto donde habitan, luego seleccionan un problema o situación que afecte de alguna manera en algunos de los ámbitos artesanal, agroecológico o ambiental, también han podido abordar problemas sociales, culturales y académicos.

Durante el grado décimo aprenden la formulación y durante grado undécimo ejecutan el proyecto, que al final debe dar solución al problema seleccionado. Cada equipo invita a un agente interno de la institución y otro externo para que apadrinen la propuesta y participan como apoyo, siendo reconocidos como padrinos socio ambientales.

En la formulación los estudiantes fundamentan las competencias comunicativas, dominan los tipos de textos, exponen sus resultados ante la comunidad estudiantil y ante la comunidad o contexto escogido. En la biblioteca escolar reposan los documentos sistematizados que sirven como fuente de inspiración a los nuevos estudiantes que iniciarán grado décimo.

En la fase de ejecución del proyecto, los padres de familia apoyan las acciones planeadas, así como los padrinos socios ambientales y los beneficiarios que son miembros de la comunidad seleccionada. También se han presentado experiencias que han contado con el apoyo del cabildo menor, organizaciones de artesanos, de algunas áreas de la alcaldía municipal o de otras instancias a las que ellos en su formulación han vinculado, algunos han tenido cursos con el SENA sobre todo aquello que tienen relación con el sector artesanal o agroecológico. Cuando el problema seleccionado es del ámbito agroecológico o ambiental, los estudiantes acuden a solicitar acompañamiento a los profesionales del contexto y a docentes de las áreas afines: agrónomos, veterinarios y acuicultores.

Impacto de la propuesta

El ejercicio de formulación de proyectos ha contribuido de manera significativa a que los estudiantes aprendan participativamente y generen un liderazgo. Les ha permitido fijar normas, trabajar en equipo, hacer relaciones con los compañeros y los padres de familia, gestionar apoyos y recursos, mejorar sus competencias comunicativas que los llevan a manifestar sus ideas e inquietudes, proponer cambios, mejorar la calidad de vida y la convivencia, dar amor, generar paz y resolver problemas que afectan la buena marcha en un contexto específico.

Lo que considero importante es que los estudiantes han empezado a valorar su cultura y lo han demostrado a través del interés por dar respuesta a problemas que afectan el saber ancestral de la tejeduría de la fibra de la caña flecha y los diversos procesos que componen la cadena productiva. Para ello se les facilitan orientaciones, asesorías, documentación, se les hace el seguimiento y se observa mediante lista de chequeo los aciertos y los aspectos a mejorar, incluyendo el cumplimiento de las reglas establecidas en equipo. Todo ello tiene una rúbrica desde la que se hace seguimiento. La evaluación y la prueba de competencia en el área relacionan todo del proceso participativo.

Algunos proyectos han participado en el programa ONDAS (Colciencias) y han logrado posicionarse como experiencias exitosas, tales como ganar el primer puesto (a nivel departamental) en el Premio Innovación que organiza ECOPETROL y cuyos resultados impactaron en la comunidad, ya que se rescató el saber ancestral del blanqueamiento de la fibra de la caña flecha con productos naturales como el limón, la naranja, la yuca y la más eficaz la caña agria.

Otras experiencias han sido invitadas a participar en eventos del orden departamental y en eventos de talla internacional como el Encuentro Iberoamericano de Conocimiento y exposiciones organizadas por universidades y otras instituciones educativas.

Esta área fundamenta los saberes relacionados con el cuidado del ambiente, situación que se manifiesta en los resultados de las pruebas Saber 11°, ya que la formulación de cada proyecto debe propender por la garantía del cuidado del entorno y la utilización de prácticas limpias, sobre todo en el manejo de cultivos, la transformación de productos en alimentos de consumo humano y en la elaboración de objetos artesanales cuyos procesos de blanqueamiento y tinturación de la fibra son naturales.

El desarrollo de la propuesta ha equipado a los estudiantes en su ingreso a universidades de bases sólidas con respecto a la formulación de propuestas que conduzcan hacia la solución de problemas, aplicando los saberes adquiridos en las áreas. Algunas egresados manifiestan ser participativos en temas relacionados con la formulación de propuestas en sus compromisos académicos universitarios. También se ha logrado fortalecer las relaciones de amistad entre estudiantes y sus respectivas familias, como entre los egresados y su maestra, quienes han manifestado agradecimiento debido a los aprendizajes, las orientaciones y consejos recibidos para resolver dificultades de convivencia y para el mejoramiento de las deficiencias de producción textual. Manifiestan que con frecuencia deben acudir a los aprendizajes para resolver situaciones diarias.

Algunos proyectos han sido unidades de negocio de miembros del equipo o de familiares. La experiencia en el área me ha llevado a conocer situaciones particulares de los aprendices que influyen en el proceso de aprendizaje. He visto cómo a través del trabajo en equipo los estudiantes han logrado superar dificultades, han dejado la timidez y se han atrevido a expresar sus sentimientos, inquietudes y aspiraciones. Las dinámicas del área les han conducido a encontrar su vocación.

Los estudiantes han realizado foros académicos y han participado en eventos locales, regionales y nacionales en los que han socializado la estrategia académica o los trabajos de equipos.

La evaluación de los aprendizajes académicos se realiza a través de rúbricas que aplican autoevaluación y coevaluación.

 


Imagen www.google.com/maps

Escrito por
Maestra de Tecnología e Informática en la institución Álvaro Ulcue Chocue en San Andrés, Córdoba.
No hay votos aun
Estadísticas: .
Diego Fernando Barragán Giraldo
Gran Maestro Premio Compartir 2004
Invitó a sus estudiantes a armar pieza por pieza un rompecabezas mental cuya imagen final dejaba ver la realidad del país.