Usted está aquí

Re-utilización de materiales para el desarrollo de pensamientos tecnológicos

Conozca la estrategia pedagógica con la que el maestro Silverio Urieles desarrolla pensamientos tecnológicos en sus estudiantes e impacta su comunidad.

Octubre 18, 2019

 

Silverio Urieles Hurtado
Año:
2017
Categoría: Maestro
Área: Tecnología e informática                          
Región:
Santa Marta, Magdalena
Institución Educativa: C.E. Liceo Celedón

 

Preguntas

Al llegar el primer día de clases como docente del Área de Tecnología e informática en el grado 9, encontré muy contentos a los estudiantes pues pensaban que interactuarían con las computadoras ya que no las conocían y desde años atrás les hablaban de ellas. La institución Hugo J. Bermúdez no tenía aula de Informática y las preguntas de ese primer día de clases fueron: ¿profe ya hay sala de informática? y ¿cómo va a dar clases sin computadoras? Finalmente un joven me dijo “profesor, estamos aburridos de recibir clases todos estos años sin computadora”. Desde entonces empecé a preguntarme qué hacer desde mi práctica pedagógica, primero para motivarlos y luego para crear un ambiente de aprendizaje que me facilitara aplicar un método acorde a los intereses de los estudiantes y a la comunidad.

¿Qué estrategias debo aplicar para despertar gusto en el área y que los aprendizajes sean significativos? Se les sembró la idea a los estudiantes y comunidad de que sin computadora no es posible desarrollar un proceso de aprendizaje serio y responsable en el área. Este fue mi principal horizonte, establecer una propuesta pedagógica que resolviera esta problemática.

Estrategia

Inicié la estrategia en el año 1997 en el Hugo J. Bermúdez y desde el 2000 en la institución Jaqueline Kennedy, al sur de Santa Marta. Esta última sí contaba con salón de computadoras. Empecé a implementarla en el grado noveno en una comunidad de estratos 1, 2 y 3 con muchas necesidades económicas y mucha inestabilidad social. La propuesta consiste en propiciar ambientes de trabajos en competencias tecnológicas y hacer énfasis en el saber ser y el saber hacer hacia la apropiación y comprensión del funcionamiento de un sistema artificial integral producto de la tecnología, generando posibles soluciones a problemas del entorno a través de la reutilización de materiales desechables.

Así se empezó a estructurar el plan del área de Tecnología e informática y se hizo énfasis en las habilidades, destrezas, actitudes y valores que guían el comportamiento. Lo primero fue ayudar a mis estudiantes a entender que el área no es informática, sino Tecnología e Informática. (Nacional M. d., Ley General de Educación, 1994), luego iniciamos un debate de reflexiones sobre estos dos conceptos. Inicié con la pregunta ¿por qué se inventó la rueda, el motor, el martillo, la computadora, entre otras cosas? Este era el primer paso para crear pensamientos tecnológicos intuitivamente, descubrir que uno de los productos artificiales que inventó el hombre y que más ha ayudado en la solución de grandes problemas es la computadora. Hice mucho énfasis en que lo que el hombre ha inventado no es tecnología, es un producto o artefacto de ella. La tecnología está inmersa en el artefacto (Nacional M. d., mineducacion.gov.co, 2008).

El conocimiento no se descubre, se construye (Teoría Constructivista del aprendizaje). Busqué despertar la creatividad e innovación en estos jóvenes. En nuestro entorno casi siempre hay papeles de oficina y periódicos, entre otras cosas; entonces me pregunté ¿qué hacer con esos desechos?, ¿será que me pueden proporcionar algún beneficio? Fue así como empecé a tomar decisiones, a investigar de qué manera me podían servir esos materiales usados para mi práctica pedagógica. Así empezamos a generar y a ejecutar procedimientos ante un problema hasta abordar una primera solución que, además, desarrollara de un pensamiento integral tecnológico (Estructura Cognitiva).

Finalmente, hice rollitos de distintos diámetros con hojas de oficina y periódicos. Es decir, perfiles tubulares que, según sus formas, variaban en resistencia y en función. Esto con el objetivo de crear estructuras de sistemas artificiales. A estos perfiles, rectos o curvos, les hicimos orificios donde se insertaron conectores y uniones para formar las estructuras de las sillas, mesas, repisas, torres, entre otros. Con la re-utilización en nuestras casas y en la institución cuidamos el medio ambiente. No había disponible algún salón donde hacer las prácticas de Tecnología, así que después de tanto insistir y socializar la importancia de la propuesta, logré que el consejo directivo le adjudicara un salón al área.

El estudiante diseña el objeto y pasa la propuesta al aula taller para ver hasta dónde es posible hacerlo. Inicialmente no había simetría en las medidas, todo era rudimentario. Había preocupación y las preguntas frecuentes eran ¿profesor por qué no me salió bien?, ¿cómo le doy la vuelta al tubular de periódico?, ¿por qué se caen los conectores?, ¿por qué la estructura se mueve tanto? Todas estas preguntas nos llevaron a la necesidad de inventar herramientas de mediciones que facilitaran el trabajo. Los estudiantes ya empezaban a peguntarse ¿cómo lo hacemos? Este era otro paso para desarrollar pensamientos tecnológicos.

Una de las herramientas didácticas que utilizo en mi plan de clase para mantener en expectativa a mis estudiantes son los videos de Discovery Channel ‘Cómo se hace’ y ‘Así se hace’. Con ellos han reflexionado sobre la importancia, no del producto final, sino de los componentes que se unen e interactúan con los procesos de manera organizada, para sistematizar todas esas órdenes que genera cada elemento y que pertenecen a un todo en el logro del producto final (Teoría de Sistema). Se diseña con Google Skétchup en 3d, un software que cuenta con todas las herramientas para desarrollar aplicaciones geométricas que son característicos de los procesos tecnológicos. El dibujo permite desarrollar la memoria visual y entender las estructuras implícitas y la representación del espacio y los objetos.

A través de la Resolución 2343 del 5 de junio de 1996, que define los indicadores de logros, empecé a trabajar en la propuesta pedagógica.

Objetivos Generales:

  • Reutilizar materiales para potenciar la creatividad y generar procesos de pensamientos tecnológicos que le permitan a los estudiantes hacer cálculos y los conduzcan, no sólo a hacer interpretaciones de fenómenos sociales, científicos y naturales, sino a comprender cómo se genera la interacción de los distintos componentes de todo un sistema para el logro de un objetivo final.
  • Implementar el aula Taller de Tecnología que nos de los espacios mínimos para ejecutar y hacer de los dibujos diseñados un producto final y alcanzar competencias en el campo tecnológico.

Objetivos específicos:

  • Tomar objetos reales para desarmar-armar y así identificar las interacciones y las funciones que cumplen todos sus componentes a la hora de estructurar un sistema.
  • Aceptar la computadora como una herramienta más de trabajo que nos permita desarrollar competencias de diseño con el software Google Sketchup en 3d.

Resultados

Obtuvimos el primer puesto en el ‘Primer Encuentro Departamental de Ciencia y Tecnología’ organizado por la Universidad del Magdalena. Se implementó el aula taller. Estamos diseñando nuestra página web en php, html y mysql para visibilizar nuestros productos en todo el mundo. Se han generado espacios y escenarios para profundizar las prácticas y habilidades en competencias laborales, valorando la interrelación entre ciencia y tecnología y ubicándola en un contexto histórico y social. Se ha socializado la estrategia con los docentes de las sedes anexas. Se elaboró un manual que recoge el diseño de todos los sistemas o productos propuestos por los estudiantes en el aula de computadoras y su elaboración en el aula Taller de Tecnología.

El mejor resultado son los afanes de ingresar a la sala de computadoras para diseñar y dibujar cualquier objeto, luego modificar la estructura para que el producto tenga otras características. En el aula Taller construyen los objetos que han diseñado, como sillas, mecedoras, repisas, etc., lo que les permite elevar su autoestima y mejorar las competencias interpersonales, de trabajo en grupo, la concentración y habilidades tecnológicas, compartiendo afectos y valores para una mejor convivencia.

Cuando ven el objeto terminado sienten orgullo porque han logrado modificar una realidad con su propia imaginación y descubren que tiene un valor, quizás más, que el que pueda tener el objeto que le permitió modificar la realidad. El aprendizaje se hace divertido y muy significativo. La observación y la información que se genera en mis prácticas pedagógicas me permiten evaluar los procesos; no obstante, voy registrando en la aplicación Excel algunos resultados de acuerdo a sus competencias laborales. Reviso sus procesos de evaluación redefiniéndolos como un proceso de aprendizaje y no como variables de calificación. La evaluación es continua y formativa porque a partir de la observación de sus principios y de sus acciones hago un seguimiento a sus procesos cognitivos, a sus reflexiones, habilidades, destrezas y afectos. Estos aspectos los tomo como instrumento cualitativo para hacer la retroalimentación respectiva. Estas acciones tienen un grado de avance que está cuantificado y cualificado por unos porcentajes acumulativos dentro de un formato específico (tomo como instrumento de medición la hoja electrónica Excel). Los padres de familia conocen estos resultados a partir de unos informes trimestrales que les entrega la institución y a través de mi página web.

Impacto social y académico de la estrategia

Gracias al primer puesto obtenido en el ‘Primer Encuentro Departamental de Ciencia y Tecnología para el Desarrollo Sostenible’, organizado por la Universidad del Magdalena, hemos impactado no sólo en Santa Marta, sino en el departamento. La empresa Telmex presentó el día martes 3 de marzo del 2008 (programa ‘El espejo’) un documental sobre cómo a través de la estrategia implementada en la escuela es posible proteger la tierra y su medio ambiente y cómo se pueden desarrollar procesos creativos que ayuden a generar diversidad de competencias en los jóvenes. Quiero destacar a la profesora Teresa Segura del Colegio Hugo J. Bermúdez y Leidy Rincón de la sede #5, entre otras maestras que han replicado la estrategia con sus estudiantes. Los padres de familia recibieron capacitación y crearon su propia Microempresa. En el año 2016 estuvimos en el sector de Loma Fresca llevándoles estos procesos de aprendizaje a nuestra comunidad y los estudiantes del grado noveno siguen realizando estas actividades en grupos de trabajo. La propuesta fue presentada e incluida en el proyecto institucional desde el año 2005.

Conclusiones

Los estudiantes han desarrollado materiales didácticos y recursos específicos de apoyo para otras áreas con el objetivo de hacer del aprendizaje un proceso más práctico; es decir, aprender haciendo a partir de una estructura cognitiva de sistema. Se han construido productos y bienes con un enfoque multidisciplinario que han fortalecido las prácticas pedagógicas de los énfasis de Contabilidad y de Turismo. Día a día evalúo la propuesta ya que creo ser el primero en ponerla en práctica como estrategia pedagógica. Implementamos el aula taller de tecnología gracias al empeño que con mis estudiantes hemos puesto día a día en mejorar las condiciones de vida de nuestras comunidades y potenciar una mejor calidad educativa. La mejor conclusión es la pregunta frecuente que nos hacen: ¿Está hecho de madera? – No, son rollitos de papel.

 

Bibliografía


Imagen 

Escrito por
Maestro de Tecnología e informática del C.E. Liceo Celedón de Santa Marta.
No hay votos aun
Estadísticas: .
Hoguer Alfredo Cruz Bueno
Gran Maestro Premio Compartir 2009
Logré vincular el aula y la comunidad rural a través de expediciones que marchaban tras la huella de la cultura local en tertulias de lectura que se convirtieron en lugares de encuentro entre los padres, los hijos, los textos y la escuela.