Usted está aquí

¿Por qué la educación STEM?

Entrevista con Margarita Gómez y Mauricio Duque docentes partícipes del taller en Educación STEM impartido por la Fundación Compartir, UniAndes, British Council y la Academia Colombiana de Ciencias. 

Agosto 14, 2019

Durante los días 25 a 27 de julio del año en curso se llevó a cabo en la Universidad de Los Andes un curso taller en Educación STEM (Ciencias, tecnología, ingeniería y matemáticas - Sciencie, Technology, Engineering and Maths, en inglés) al que fueron invitados todos los maestros y maestras que en el año 2017 se postularon al Premio Compartir en dicha categoría así como de otras categorías como Ciencias y Tecnología.

La facultad de ingeniería de la Universidad de Los Andes, en colaboración con el British Council y la Academia Colombiana de Ciencias (STEM-Academia), quisieron entregar a esta primera cohorte de postulados, junto con otros maestros, este curso con el objetivo claro de generar oportunidades para continuar mejorando su iniciativa.

A continuación, una entrevista a Margarita Gómez y Mauricio Duque, profesores que participaron del curso taller.

¿Cuál fue el propósito del curso taller?

Profundizar en los conocimientos y habilidades de los participantes para enseñar las áreas STEM y guiar proyectos centrados en la ingeniería en la escuela a partir de la implementación de prácticas de aula basadas en evidencias y con énfasis en la reducción de brechas de género en STEM. Además, apoyar a los docentes en la consolidación de un proyecto de educación STEM basado en evidencia.

¿Cuál fue la metodología del curso?

Ambos: Se trató de un curso taller de 3 intensos días, en el que los participantes vivenciamos diversas actividades de aula basadas en evidencias, para profundizar en sus conocimientos y habilidades, así:

  • Gestión de aula
  • Enseñanza explícita y directa
  • Enseñanza por proyectos
  • Enseñanza por indagación
  • Enseñanza por resolución de problemas
  • Actividades de visualización del aprendizaje y metacongnición
  • Rutinas de pensamiento

¿Qué es educación STEM?

Educación STEM no es una metodología de enseñanza, sino un propósito que busca resolver problemas comunes identificados por muchos países. Y en su solución se vienen utilizando estrategias de enseñanza ya conocidas desde hace décadas. La educación STEM en la escuela requiere, no un currículo integrado, sino la enseñanza de las áreas de conocimiento en conexión entre sí y la articulación posterior vía proyectos transversales. Una educación STEM requiere una buena enseñanza de base en matemáticas y ciencias sin la cual los proyectos transversales pueden resultar en resultados mediocres.

¿Qué se busca resolver con la educación STEM?

La educación STEM nace en los años 90 como respuesta a la necesidad del mundo de contar con profesionales y ciudadanos en capacidad de resolver problemas desde la ingeniería, la ciencia, la tecnología y las matemáticas, imperativo del siglo XXI.

Por esto se requiere:

  • Aumentar el número de estudiantes interesados en una carrera STEM, porque son estas carreras las que estarán en capacidad de resolver algunos de los problemas que la humanidad enfrenta, como los relacionados con el calentamiento global, ciudadanía global.
  • Aumentar la participación de grupos con baja participación en carreras STEM (género, etnicidad)
  • Aumentar las capacidades STEM de la fuerza de trabajo en general. En Estados Unidos por ejemplo, el 4% de la fuerza de trabajo está compuesta por ingenieros y científicos, el cual es un grupo que crea empleos para el 96% restante[1]
  • Mejorar la educación STEM para todos los ciudadanos y así poder participar informadamente en los grandes dilemas del mundo actual.

¿Qué significa ser maestro STEM?

Ser maestro STEM no significa conocer a profundidad todas estas áreas de conocimiento. Pero sí significa ser capaz de trabajar con los profesores de las otras áreas para construir conjuntamente los centros de aprendizaje de manera conjunta.

En una iniciativa STEM el maestro puede utilizar diversas estrategias educativas, como el aprendizaje basado en indagación (ABI), Aprendizaje basado en resolución de problemas (ARP), Aprendizaje basado en retos (ABR), Aprendizaje basado en problemas/Proyectos (ABP), Estrategias de enseñanza explícita (no es magistralidad) , directa, sin ambigüedades. Y obtendrá mejores resultados si cualquiera de estas la combina con buena gestión de aula, evaluación formativa, mantiene altas expectativas de sus estudiantes y apoya para que ellos tengan altas expectativas sobre sí mismos.

Es fundamental tener una propuesta educativa basada en evidencias, esto es, en el resultado de la investigación, la cual se nutre también de las áreas STEM: neuro-cognición, análisis de big data, entre otros.

¿Qué recomendaciones pueden hacer a aquellos colegios y territorios que deciden promover la educación STEM?

Es importante comprender cuál es la naturaleza de las iniciativas en Educación STEM, las cuales no representan, per se, una innovación educativa, ni son una pedagogía nueva, sino que se enfocan en resolver los problemas antes mencionados tomando a menudo estrategias de enseñanza ya conocidas y sobre las cuales la investigación indica las características que deben tener y aquello que se debe evitar para que funcionen. En educación no existen estrategias milagrosas para todo, sino estrategias bien o mal implementadas según lo que se busca y la forma como se hace.

Implica fortalecer las áreas básicas de matemáticas y ciencias naturales sin pretender disolverlas en una aproximación curricular integrada sobre la cual varios expertos en el mundo han solicitado una gran cautela. En las áreas de ciencias naturales y matemáticas existen aprendizajes y comprensiones de base que requieren de trabajo explícito y directo y que en el marco de estrategias basadas en proyectos o problemas, por ejemplo, se desarrollan con mucha dificultad, como ha mostrado la investigación.

Implica enfocarse en formar ciudadanos interesados en el conocimiento de las áreas STEM y con capacidad de utilizarlo para contribuir a resolver los problemas de la sociedad actual.

Implica contribuir a tener más y mejores profesionales en las áreas STEM con una participación de género balanceada.

Para todo esto, son múltiples las formas de hacerlo, y la responsabilidad con nuestras futuras generaciones implica utilizar estrategias que han mostrado resultados y sobre las que se sabe cuándo, para qué y cómo funcionan bien, así como saber qué se debe evitar para evitar resultados negativos. La investigación de las últimas décadas ha aportado a responder estas preguntas.

La gran innovación podría estar en la inclusión de la ingeniería en la educación básica y media. Temas como el pensamiento computacional o la resolución de problemas con sustento en pensamiento sistémico y optimización, pueden abordarse mejor desde una aproximación de enseñanza de la ingeniería en la escuela

 

 


[1] “The primary driver of the future economy and concomitant creation of jobs will be innovation, largely derived from advances in science and engineering. . . . 4 percent of the nation’s workforce is composed of scientists and engineers; this group disproportionately creates jobs for the other 96 percent“ Committee on Highly Successful Schools or Programs in K-12 STEM Education and National Research Council (2011). Successful K-12 STEM Education: Identifying Effective Approaches in Science, Technology, Engineering, and Mathematics.


Imagen de Tom Burgess en Pixabay

Escrito por
Directora de Desarrollo y Liderazgo Pedagógico
Promedio: 5 (1 voto)
Estadísticas: .
Ángel Yesid Torres Bohórquez
Gran Maestro Premio Compartir 2014
Diseñando artefactos para resolver problemas de la vida cotidiana los estudiantes desarrollan su creatividad, su pensamiento tecnológico y aprenden el valor del trabajo en equipo.