Usted está aquí

El pensamiento creativo “Design Thinking” desde la perspectiva de los estudiantes

Dotado con notas Post-it y Sharpies, las compañías están reinventando cómo hacen lo que hacen. ¿Pero qué hay de las escuelas? ¿Qué hay de los estudiantes?

Abril 1, 2021

El pensamiento creativo o ‘Design Thinking’ (DT) está prosperando en el lugar de trabajo. Dotado con notas Post-it y Sharpies, las compañías están reinventando cómo hacen lo que hacen. Negocios como Airbnb han usado el modo de pensar del diseño de pensamiento centrado en el ser humano “human-centered design mindsets” para conectar mejor con los clientes e incrementar las ventas.

Otros, como IBM, fueron inspirados por Standford’s School of Design (Escuela de diseño de Standford) y han dedicado cerca de 30 “espacios de estudio” y un equipo entero de personas para enseñar e implementar la metodología creativa.

¿Pero qué hay de las escuelas? ¿Qué hay de los estudiantes? A parte de las  universidades, solo hay un puñado de escuelas en los Estados Unidos que se enfocan en el ‘Design Thinking’. Tengo la suerte de ir a una de esas escuelas, Village Tech Schools en Cedar Hill, Texas. Village tech no solamente usa el pensamiento creativo, sino que la escuela en sí misma fue construida alrededor de estos principios con el diseño integrado en cada clase.

Uno de los lugares en que el pensamiento creativo es más obvio en Village Tech está en Forge, el espacio donde los estudiantes van para hacer realidad sus ideas más locas. Alojando un laboratorio de arte, un taller, laboratorio computacional, estudio de diseño y un “markerspace” (espacio de marcadores), a Forge nunca le falta el olor a aserrín o los frustrados gritos de un estudiante luchando contra un nuevo desafío.

En este lugar se ve la doctrina de “falla rápido, falla seguido”. Es donde aprendemos que nuestro propio aprendizaje no sucede aparte del fracaso, porque el aprendizaje es el producto del fracaso. En las palabras de nuestro Superintendente, David Williams, Village Tech está basada en una filosofía, porque “fallar es solo el primer ensayo en aprender”

Como estudiante en Village Tech Schools y como individuo, he visto la forma en que mi fracaso ha llevado al aprendizaje y el aprendizaje al éxito; eventualmente, nuestros lamentos más frustrados se convierten en sonrisas triunfantes. Desde los estudiantes de primer grado que aprenden e ilustran los pasos que toma a una oruga para convertirse en una mariposa hasta los estudiantes de décimo grado que aprenden cómo diseñar y codificar un videojuego multijugador, ‘Design Thinking’ hace que todo sea posible.

En mi primer año en Village Tech, fui líder de un grupo de otros cuatro estudiantes de octavo grado. Teníamos la tarea de crear una tabla con la función de entrada-salida para los estudiantes de segundo grado para demostrar lo que estábamos aprendiendo en clase de álgebra y mi grupo decidió crear un “árbol de Minecraft”. Este fue nuestro primer primer gran desafío, y fallamos al principio… mucho.

Desde usar los colores equivocados de pintura a cortar tablas incorrectamente, gastamos muchísimo tiempo construyendo el producto actual, pero tan pronto empezamos a implementar la retroalimentación que recibimos, nuestro árbol fue de un desastre a uno de los mejores proyectos para exhibir ese año. 

Alejandra Balbuena, una de las investigadoras en Village Tech, lo describe así: “El pensamiento creativo no es solo un proceso. Es un conjunto de pensamientos que son diseñados para ayudar a trabajar a través de cualquier situación en la vida. La mejor parte es lo personalizable que es para cada persona o grupo”.

Esto también ocurre en la variedad y complejidad de algunos de los desafíos y proyectos de diseño presentados en Forge On, nuestra exhibición de aprendizaje de final de año. En los pasados eventos en Forge On, los estudiantes de décimo grado presentaron un video promocional que filmaron y produjeron para un estudio de diseño local llamado ‘Bottle Rocket Studios’.

A unos pocos salones, los estudiantes de cuarto grado presentaron un proyecto inspirado en la comunidad motivando a reciclar los objetos indeseados que probablemente terminarían en un vertedero. Ambos de estos proyectos enmarcados alrededor del pensamiento creativo y adaptado para conocer los niveles de capacidades de cada grado.

En cuatro cortos meses, me estaré graduando de la preparatoria e iré hacia el futuro. Por ahora, planeo seguir con la universidad para una carrera en negocios, con la meta proseguir con derecho corporativo. Con esta carrera, ayudare a las pequeñas empresas de “startup’s” a maniobrar los rápidos cambios del mundo de los negocios y ayudarles a dar vida a sus grandes ideas sin el miedo de ser silenciados por compañías más grandes y antiguas.

A pesar de que esa es mi meta ahora, sé que mis planes pueden cambiar y si sigo con leyes o no, sé que lo que he aprendido acerca ‘Design Thinking’ será siempre una parte de mi vida. Incluso ahora, uso los principios de DT para tomar decisiones en mi día a día.

Por DT, veo las cosas difíciles en la vida como desafíos, no como problemas, incluso la tarea. A medida que crezca y cambie, no creo que deje estas valiosas lecciones, en cambio creo que el pensamiento creativo crecerá y cambiará conmigo.

Fuente: Getting Smart
Traducido por
Laura Alejandra Franco Rojas.

Boletín de noticias
Registre su correo electrónico para recibir nuestras noticias.
Escrito por
Estudiante de 12 ° grado en Village Tech Schools.
No hay votos aun
Estadísticas: .
Diego Fernando Barragán Giraldo
Gran Maestro Premio Compartir 2004
Invitó a sus estudiantes a armar pieza por pieza un rompecabezas mental cuya imagen final dejaba ver la realidad del país.