Usted está aquí

¿El exceso de información genera problemas como la violencia de género en la escuela?

A pesar de que el mundo globalizado en el que vivimos hoy en día nos surte de información en exceso, es tanta que al final no sabemos nada en concreto. 

Febrero 25, 2019

La experiencia pedagógica, hoy en día, se ha hecho más difícil debido a que el exceso de información produce muchas y diversas opiniones, como mencionaba Larrosa (2011), con respecto de temas serios como la violencia de género, la cual, es el factor principal que desencadena en otros problemas en los colegios como los embarazos no deseados, algo que expresaba el profesor Luis Miguel Bermúdez en su presentación del 20 de septiembre en la Universidad de La Salle.

Así mismo, yo misma he sido víctima desde mi casa de violencia de género porque allí mi papá no me dejaba salir o jugar con niños; también, en la escuela los niños me acosaban para darme besos y yo no decía nada por miedo, esos son algunos ejemplos de violencia de género en la escuela.

Profesor Luis Miguel Bermúdez hablando sobre los derechos sexuales, los cuales son vulnerados muchas veces por la violencia de género que se da desde el hogar de los jóvenes hasta la escuela. 5 de octubre de 2018. Colegio Gerardo Paredes.

Siguiendo con el exceso de información que sufre la experiencia pedagógica hoy en día, es importante decir que este factor en contra afecta el tema de violencia de género porque hace más fácil que las personas opinen o juzguen mal a los niños o jóvenes cuando quieren hablar de este tema debido a que los adultos tienen unas creencias o imaginarios sociales sobre lo que debe ser el tema de la sexualidad, así lo explicó el profesor Luis Miguel Bermúdez en su presentación en la Universidad de La Salle y en el colegio Gerardo Paredes el día 5 de octubre.

Para que ese exceso de opiniones sobre un tema como lo es la violencia de género cambié, lo que se debería hacer es ir más despacio, pensar y estudiar a profundidad temas tan sensibles como este y no sólo hablar por hablar, como dijo Larrosa “pararse a pensar, pararse a mirar, pararse a escuchar, pensar más despacio, mirar más despacio y escuchar más despacio, pararse a sentir, sentir más despacio, demorarse en los detalles, suspender la opinión, suspender el juicio” (párrafo 23).

También, es importante mencionar que lo que el profesor Luis Miguel Bermúdez explicó en su discurso en la universidad sobre lo que hacía en clase con los jóvenes en cuanto a educación sexual, se evidenció el día que nosotros fuimos a ver la clase que estaba dictando, ya que, los jóvenes participaban, se interesaban y reflexionaban sobre el tema de ese día que era los derechos sexuales.

Allí, vimos que lo que él ha diseñado con su investigación sí funciona al ponerlo en la práctica. Por otro lado, el lenguaje que usó el profesor con nosotros en la catedra es el mismo que usa con los estudiantes de su colegio, habla sin complicaciones, como si fuera un joven más, des complicado; algo que es bueno porque los jóvenes responden a ese lenguaje familiar.

Lo anterior es relevante porque el hecho de hacer reflexionar a los jóvenes sobre derechos sexuales o cualquier otro tema que contribuya a acabar con la violencia de género significa que se está disminuyendo ese exceso de información y lo que se busca es ir de a pocos con la información hasta entender a profundidad y correctamente estos temas, porque como escribió Larrosa “Y pensar no es sólo “razonar” o “calcular” o “argumentar”, como nos han dicho una y otra vez, sino que es sobre todo dar sentido a lo que somos y a lo que nos pasa.” (párrafo 2).

Finalmente, se puede decir que, a pesar de que el mundo globalizado en el que vivimos hoy en día nos surte de información en exceso, es tanta que al final no sabemos nada en concreto, en la experiencia pedagógica podemos hacer que esta información llegue a nuestros estudiantes de una forma moderada para que así ellos sean conscientes de lo que dicen con respecto de cualquier tema y para que no se reproduzcan opiniones de una manera discriminada.

No hay votos aun
Estadísticas: .
Melva Inés Aristizabal Botero
Gran Maestra Premio Compartir 2003
Abro una ventana a los niños con discapacidad para que puedan iluminar su curiosidad y ver con sus propios ojos la luz de la educación que hasta ahora solo veían por reflejos.