Usted está aquí

Las consecuencias del ‘perreo intenso’

Niños y jóvenes se encuentran expuestos a una sociedad hipersexualizada, sin saber muy bien de qué se trata exactamente el sexo y cuáles son sus consecuencias.

Julio 27, 2016

314.000 resultados en 40 segundos son lo que arroja la búsqueda de las palabras “perreo intenso”. En la primera página, sin ningún esfuerzo se observan unos 7 u 8 videos con clases y ejemplos del famoso “perreo intenso”, una expresión que ya poco de innovación tiene de lo común que se ha vuelto.

Es imposible hoy en día evadir la gran cantidad de ‘bombardeo sexual’ que rodea a nuestros niños y para ello, solo hay un arma posible: hablar claro.

Lo anterior demuestra, parcialmente, lo fácil que es para un niño toparse con este baile hipersexualizado y adulto, que toca temáticas de cortejo que poco o nada deberían importarle a un menor. “Es imposible tapar el sol con un dedo”, dirían muchos, y tienen razón, puesto que este tipo de temáticas de coqueteo, besuqueo apasionado y ‘cama’ se ven en todos los géneros musicales, programas de televisión, películas, libros, series y telenovelas. Es imposible hoy en día evadir la gran cantidad de ‘bombardeo sexual’ que rodea a nuestros niños y para ello, solo hay un arma posible: hablar claro.

Resulta muy paradójico que una sociedad se niegue a hablar de sexo de frente, a pesar que se ven constantemente chistes de doble sentido, baile de todos los géneros con letras y movimientos ‘sensuales’, demostraciones de afecto y demás manifestaciones en la publicidad, cine y televisión. Todo lo contrario, dicha sobreexposición debería llevar a los padres y a las escuelas a ser más directos con los estudiantes, puesto que tarde que temprano terminarán enterándose de la realidad sin estar informados. Y puede que dicha información venga de fuentes de dudosa calidad, como el vecino que siempre alardea de la intensa vida sexual que no lleva o un video triple xxx encontrado por ‘accidente’ en la Red.

Las consecuencias de dicha desinformación distan del lado ‘romántico’ que se habla en muchas canciones y no tienen un final feliz: embarazos adolescentes, enfermedades de transmisión sexual, abandono prematuro de los estudios, violaciones y hasta abortos clandestinos, forman parte de la lista de lo que viven los jóvenes que no saben muy bien cómo cuidarse cuando tanta hipersexualización ha rendido sus efectos.

Si bien el avance en materia de educación sexual en Colombia es innegable, aún hay muchos mitos relacionados con la sexualidad que deben ser derribados ‘hasta abajo’ (como dicen miles de canciones). Nuestros niños necesitan conocer desde temprana edad de dónde ‘vienen los bebés’ y ya más adelante, tener las herramientas necesarias para vivir una vida sexual plena y sana.

Evidentemente, es imposible seguir proponiendo la castidad hasta el matrimonio como una alternativa. Ese método falló hace muchos años, inclusive en las eras más represivas donde existieron madres solteras, abandono de niños y abortos aún en la clandestinidad. La lección ya debería estar aprendida y en los hogares, aunque la conversación resulte incómoda, debería suceder antes que sea demasiado tarde.

Boletín de noticias
Registre su correo electrónico para recibir nuestras noticias.
Escrito por
Comunicadora social y periodista
Promedio: 3.7 (6 votos)
Estadísticas: .
Jesús Samuel Orozco Tróchez
Gran Maestro Premio Compartir 2005
Senté las bases firmes para construir una nueva escuela rural donde antes solo había tierra árida y conocimientos perdidos.